Carnes Gastronomía Recetas

Albóndigas caseras en salsa con papas en cuadrados

Albóndigas caseras

Sin lugar a dudas, las albóndigas caseras es uno de los platos favoritos de los niños y de los no tan niños. Esta deliciosa receta de la abuela de albóndigas en salsa de tomate está para chuparse los dedos y con las papas a cuadros se convierten en un plato completo. No es una receta complicada pero es verdad que lleva un ratito hacerla, aunque sin ninguna duda vale la pena.

Ingredientes para 6 personas:

Receta de Albóndigas caseras de Sofía y Alicia

Para las albóndigas caseras:

  • 1 kg de carne molida – mitad de ternera y mitad de cerdo
  • 1/2 cebolla
  • 30gr pan rallado
  • Sal al gusto
  • 1 huevo
  • 1cucharadita de Ajo-perejil

Para la salsa de tomate:

  • 1/2 cebolla
  • AOVE – Aceite de Oliva Virgen Extra
  • Medio puerro
  • 1 zanahoria
  • Pimentón
  • Orégano
  • 500 gr de tomate frito

+ 4 papas partidas en cuadritos.

Albóndigas en salsa de tomate de Sofía y Alicia

Receta de las albóndigas caseras en salsa de tomate:

Lo primero, guisa las papas para luego saltearlas con un poco de aceite. Pero si lo prefieres puedes freírlas directamente y reservarlas.

Preparación de las albóndigas de la abuela:

Pon en un bol la carne picada, la media cebolla troceada muy finita, el pan rallado y la sal y mézclalo todo bien. Añádele el huevo y la cucharadita de ajo-perejil para que se una bien. Forma las bolas de carne, que sean todas del mismo tamaño, puedes hacerlas a tu gusto más grandes o más pequeñas pero que sean más o menos iguales. A nosotras nos han salido 33 de un tamaño mediano.

Ahora pon un chorro de AOVE, unas 3 cucharadas, en una sartén para pasar las albóndigas. Cuando estén selladas y doradas las vas sacando y reservando en el caldero donde luego las guisarás. Cuando las tengas todas listas procederás a realizar la salsa.

Preparación de la salsa:

Para hacer la salsa trocea bien la zanahoria, la cebolla y el puerro en cuadrados pequeños. En la misma sartén en la que pasaste las albóndigas, echa un buen chorro de AOVE. Cuando esté caliente añade el puerro, la cebolla y la zanahoria e incorpórale una cucharada de ajo-perejil. Sofríe todo hasta que esté pochado, unos 5 ó 10 minutos.

Echale un poquito de pimentón dulce y una cucharadita de orégano y revuélvelo. Añade el tomate frito y sofríe durante unos 10 minutos a fuego medio para que se una todo bien. Una vez que esté la salsa lista, ya puedes añadírsela a las albóndigas en el mismo caldero donde las tienes reservadas. Ahora guísalas durante 30 minutos a fuego medio para que no se te peguen y una vez transcurrido el tiempo tendrás tu delicioso plato de albóndigas caseras.

Albóndigas caseras de la abuela para Palmera Magazine

A tener en cuenta a la hora de hacer las albóndigas caseras

Puedes elaborar esta receta de un día para otro o incluso tenerlas congeladas, ya que se mantiene muy bien. Pero, si decides congelarlas no le añadas las papas.

También puedes hacer las albóndigas y congelarlas en crudo, así cuando vayas a preparar la receta tardarás mucho menos tiempo. Cuando hacemos estos platos podemos hacer más cantidad, como en esta receta que sale bastante, y congelar la mitad para otra ocasión.

Si te ha gustado, compártelo con tus amigos 🙂
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
Pin on Pinterest
Pinterest

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *